Análisis de “Matterfall”

Publicidad

“Matterfall” es la nueva creación de los chicos de Housemarque, un trepidante juego de plataformas y disparos en 2D. Un género que el estudio conoce realmente bien, puesto que ha lanzado otros títulos como “Resogun” o “Nex Machina”, que ha sido su lanzamiento más reciente.

Este shooter tan original es perfecto tanto para los amantes del género como para aquellos que no lo sean, ya que tiene algunas similitudes con la saga “Metroid”. En primer lugar nos pondremos en la piel de Avalon Darrow, una mercenaria que es capaz de mejorar sus capacidades y utilizar distintas habilidades gracias a un traje espacial. ¿Os suena?

Nuestra misión será la de acabar con unos alienígenas que han invadido un planeta habitado por la humanidad, todo esto sin entrar en una historia compleja, ya que nos encontramos en todo momento en un arcade 2D que no nos permitirá ni un momento de descanso.

Disfrutaremos de tres escenarios bien distintos, en los que contaremos con tres fases que superar y un jefe final. Esto nos permitirá disfrutar de unas cinco horas de juego aproximadamente según nuestro nivel de habilidad. Pese a que pueda parecer demasiado corto para algunos, lo cierto es que para este tipo de género es una duración bastante más que notable, y además es posible rejugarlo varias veces, sobre todo si aumentamos la dificultad.

Conforme comencemos a jugar, “Matterfall” nos irá absorbiendo de una forma que sólo consiguen juegos que son capaces de combinar dos géneros clásicos, en este caso un shooter lleno de acción y las plataformas (sin olvidar una parte de exploración y aventura).

Esto nos permite disfrutar de un scroll horizontal que podremos recorrer hacia delante o hacia atrás los distintos escenarios eliminando a todos los enemigos que se crucen en nuestro camino o en algunas ocasiones podremos esquivarlos para evitar el peligro.

Como decíamos, el título no se limita a ofrecernos disparos y saltos, ya que contaremos con una agilidad mejorada, capacidad de realizar un doble salto o un movimiento rápido dando una voltereta que nos permitirá esquivar disparos. Además contaremos con la posibilidad de utilizar Overload, una capacidad que nos otorgará invencibilidad durante un tiempo limitado y que nos permitirá salir de situaciones realmente complicadas.

Quizás su habilidad más llamativa sea la de, gracias a su rayo de plasma, cristalizar un material azulado que se encuentra distribuido por todo el planeta en distintos puntos. Este material se puede utilizar para crear plataformas o escudos, otorgando una gran capacidad de supervivencia en situaciones concretas si sabemos utilizarlos.

Es por esto mismo que hacernos con el sistema de control es lo más importante, ya que el primer nivel es el único que tiene una acción más lenta con el objetivo de que aprendamos estos controles y practiquemos. Una vez superado este primer nivel, “Matterfall” no nos dará tregua en ningún momento.

Los apartados técnicos de “Matterfall”

El desarrollo gráfico es impecable, ya que, pese a ser en 2D, todos los escenarios nos ofrecerán ese aspecto de profundidad tridimensional  junto a unos gráficos muy bien trabajados y unos efectos refrescantes. Además, si eres un fan del propio estudio, podrás disfrutar de nuevo de sus melodías techno que incorporan en todos sus juegos y que nos animan a seguir en todo momento.

11

No hay comentarios

Escribe un comentario